Un emocionante viaje a las raíces.

Nadia es una chica prudente, introvertida, muy conforme con una adolescencia sin sobresaltos, y feliz teniendo un único amigo: Hugo. Fue adoptada en Kenia cuando era un bebé. Su padre, un médico que trabajó para Médicos sin fronteras, le contó que la encontró en un pueblo devastado por una tormenta de arena en el que solo había sobrevivido una niña recién nacida… ella. Lo único que guarda de su pasado es una cajita llena de objetos. Según su padre, se trata del “cofre de su vida”, donde los niños de su tribu guardan lo que define a su familia para recordar quienes son, y en el que pueden ir recolectando todo aquello que les sea importante lo largo de su vida. Pero Nadia nunca ha sentido curiosidad por sus orígenes, y nunca le ha prestado atención a la cajita.

La vida Nadia da un vuelco cuando su padre comienza a salir con Rut, una militar separada que también tiene una hija adolescente, Érika. Las chicas son contrapuntos radicales, tanto físicamente como de carácter: Nadia siendo negra, y Érika blanca casi albina, Nadia siendo ordenada y tranquila, Érika caótica y totalmente extrovertida. El problema empieza cuando la relación de los padres se consolida, y Rut y Érika se mudan a casa de Nadia. Los cuatro miembros de esta nueva familia son cuatro puntos cardinales opuestos, puestos a convivir bajo un mismo techo. Todos ponen de su parte por adaptarse, pero Nadia no puede evitar sentirse furiosa con la irrupción chispeante de estas desconocidas que le invaden su intimidad, su tranquilidad, y ponen su hogar patas arriba.

Un día, el padre de Nadia y Rut deciden irse de viaje un fin de semana y dejan a las dos chicas solas en casa. Esta obligada cercanía da pie a que las chicas empiecen a entenderse un poco más, a contarse sus intimidades, y a descubrir que probablemente se complementen muy bien. Érika le cuenta todos sus problemas sentimentales con su novia Lola, y descubre en Nadia a alguien que por primera vez la escucha sin juzgar y un buen hombro para llorar. Nadia se da cuenta de que la apertura que ha supuesto Érika en su pequeña burbuja ha dejado entrar aire fresco, nuevas perspectivas y afinidades, y quizá, eso, no sea tan malo. 

Érika propone a Nadia que hagan una fiesta en casa, y aunque de primeras Nadia es muy reticente, acaba accediendo. En esta fiesta conoce a un antropólogo, que descubre “el cofre de vida” de Nadia, y le llama la atención. Nadia empieza, por primera vez, a interesarse por sus orígenes cuando esta nueva amistad supone para ella una aventura completamente inesperada para resolver el misterio de sus raíces.

Ambos descubren que cierta tribu africana, cuando muere un niño, le entierra junto a su “cofres de la muerte” para que puedan encontrar a sus familias en “el mas allá”. Estos cofres son exactamente iguales al “cofre de la vida” que tiene Nadia. Todo lo que Nadia daba por sentado sobre su origen empieza poco a poco a resquebrajarse, hasta que su padre le acaba confesando toda la verdad. Él le salvo la vida a una mujer en un parto muy complicado donde vio nacer a unas gemelas, solo una sobrevivió: Nadia. En su tribu, si muere un gemelo, el otro tendrá que ser enterrado a su lado, y a ambos se les de “el cofre de la muerte”. Pero, antes de que pudieran llevar a cabo el ritual, su madre biológica pactó con el médico que se llevara a la bebé con él, y él la adoptó salvándole la vida.

Cuando Nadia logra encajar todas las piezas de su pasado y su nueva vida en su nueva familia, decide –arropada por sus amigos y su familia- deshacerse del cofre. Toda su vida había creído que ese cofre marcaba quién era. Pero ahora tiene claro que ella no se define por lo que pueda estar ahí dentro ni que su vida cabe dentro de una caja. A partir de ese momento se sentirá libre de construir su futuro con optimismo e ilusión.

 

DATOS RELEVANTES: El cofre de nadie, otorgado el Premio SM Gran Angular 2021, es una historia de descubrimientos contado desde una perspectiva fresca, optimista, y completamente contemporánea. Propone una reflexión sobre la identidad, y los nuevos modelos de familia. Tiene todos los ingredientes para convertirse en un proyecto audiovisual de éxito.

Esperanza “Chiki” Fabregat, se especializa en literatura infantil y juvenil. Esta autora en auge que cuenta con varias obras exitosas y que aparte de este prestigioso premio, fue finalista del Premio Edebé.

Lo que ha dicho la crítica:

“ […] un emocionante viaje hacia nuestras raíces, pero no como un vínculo que nos ata al pasado, sino como un camino que nos ayuda a entender nuestro presente y que, sobre todo, nos invita a construir con plena libertad nuestro futuro.” Nando López, Autor ganador del Premio Gran Angular 2020

 

POTENCIAL AUDIOVISUAL: Serie TV, Miniserie, Film, TV Movie.

IDIOMAS DISPONIBLES: Español.

 

TEMAS: Identidad, Nuevos modelos de Familia, Amor, Convivencia, LGTB, Redes sociales, Amistad, Tolerancia, Diversidad, Multiculturalidad, Investigación, Adopción, Búsqueda de los orígenes, Descubrimiento, Lucha, Crecimiento, Optimismo.

GÉNERO: Warm Drama, Female Fiction, Young Adult.

 

Adquirir los derechos

Para ponerte en contacto con nosotros completa el siguiente formulario y te responderemos en breve.

    SCENIC RIGHTS, SL como responsable del tratamiento tratará tus datos con la finalidad de dar respuesta a tu consulta o petición. Puedes acceder, rectificar y suprimir tus datos, así como ejercer otros derechos consultando la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra Política de privacidad